Carta a un "amigo"

Al limpiar el viejo disco duro de mi antigua PC encontré, entre otras cosas, una lista de contactos del MSN que tenia como fecha el año 2003. Absorvido por la curiosidad, a sabiendas que en aquel entonces mis contactos globales se acercaban a los 200 —a diferencia de ahora en donde rara vez sobrepasan los 30 gracias al esfuerzo que realizo en mantener mi MSN lo más limpio posible—, decidí echarle un vistazo y saber con quiénes solía perder mi tiempo.
Encontré personas cuyas existencias tengo olvidadas por completo y otras con quien sencillamente perdí contacto que, en general, no deseo retomar. Sin embargo, me llamó la atención cierto contacto con quien solía perder mi tiempo en aquellas épocas de escolar. Y cuando digo "aquellas épocas", en realidad sólo me refiero a un año determinado de mi secundaria, ya que luego, dicho "amigo", se vio obligado a salir del colegio y, especialmente, del país; yéndose a uno muy cercano, pero que aún así no me podía dar el lujo de visitar.

El tiempo pasó, y el contacto entre ambos se perdió totalmente. Siquiera hasta hora, en donde ya veremos si es que le llega el siguiente mensaje que le acabo de mandar:
Asunto: (censurado)
¿Recordarás allá, por el año 2001 en cierto colegio que tiene como nombre el título del presente mensaje, a un joven hermoso y de cabello largo con quien solías eludir las asesorías y, que en vez de ir a aquellas, ibas a la casa de una tal Kathy junto con demás damas y varones de un año superior al nuestro, a jugar botella borracha, chapada inglesa y demás juegos inocentes que se inventaba en momentos de arrechura propios de una edad difícil caracterizada por variados cambios hormonales, incómodas poluciones nocturnas y un curioso crecimiento de enroscados bellos gruesos en el área genital; etapa que sirve de transición entre la infancia y la adolescencia, conocida también como la pubertad?
Pues si tu respuesta a esta pregunta es afirmativa, permíteme comentarte que dicho joven soy yo.
Para ser sinceros, no espero nada. A lo mucho un saludo y una breve actualización sobre la vida de cada uno. Por lo demás, no estoy interesado en una nueva amistad o, para ser más precisos, el retorno de una amistad antigua. Que si mis "amistades" no suelen llegar al año, es porque así lo deseo.

1 comentario: